La web citrica
SECCIONES  
  La web cítrica
  Los Rápidos
  => Rápidos
  => Rápidos 2, Maquetas
  Los Burros
  Cuando la Pobreza y Enemigos de lo Ajeno (Versiones Originales 85-86)
  El Último De La Fila
  Manolo García
  Hemeroteca
  Acordes
  La caja de galletas
  Rarezas
  Fotografías
  Caricaturas
  Descargas
  Algunos Objetos Merchandising
  Encuesta
  ...pongamos que es un Blog
  Enlaces
  Contacto
  Banners
  Agradecimientos
  Contador de visitas
Contador de Visitas 144268 visitantes Sumo y Resto
Los Rápidos

Logo cartel Los Rápidos. Diseño de Manolo García, que compaginaba sus estudios de arte con su música.


Los Rápidos realizaron unas 300 actuaciones por todo el país entre los años 80 y 82. Acudiera mucha o poca gente, los conciertos eran siempre un espectáculo en el que tenía un importante papel la dimensión teatral (si es que así puede llamarse); explosión de televisores, aparición en escena de mecanismos y herramientas tales como fumigadoras de aire comprimido, accesorios de cocina a modo de cascos, hachas, equipos de obrero metalúrgico, etc. Detrás de todo ese complemento expresivo estaba la faceta de MANOLO GARCIA como pintor y diseñador gráfico.

Solo en la cocina junto a ti, ella está muy cierca pienso -al fin-... No está, no volverá. Yo la ví marcharse y empezó diciendo que era Dios...

Manolo. Vocalista y líder de Los Rápidos. Esta fotografía recuerda al argumento de la canción Navajas de Papel

Los Rápidos fueron Manolo García (voz), Esteban Martín (teclados), Antonio Fidel (bajo), Josep Lluís Pérez (guitarras) y Lluís Visiers (batería)

Manolo García y Esteban Martín fueron requeridos por Sergio Makaroff para la grabación de un LP y les fue encomendados la tarea de buscar el resto de componentes del grupo, cosa que les resultó harto difícil, ya que no abundaban bajistas disponibles de suficiente calidad en Barcelona. Les acompañó la suerte cuando vieron bajar del metro a Antonio Fidel, un hippie que peregrinaba en busca de una oportunidad, que a pesar de no haber tocado el bajo en su vida accedió a colaborar en el proyecto de Sergio. Para buscar al guitarrista, los componentes ya seleccionados empezaron a probar guitarristas para completar el encargo, para ello se instalan en un local y tras numerosas pruebas se encuentran con Josep Lluís Pérez, guitarrista experimentado que recientemente había abandonado la banda sinfónica Abedul con la que había incluso grabado un disco; tocando tan solo unas pocas notas consiguió ser elegido por unanimidad.

Tras unirse el cuarteto de músicos con Makaroff comienzan la grabación del disco que finalmente se llamó Tengo una idea. Una vez realizado el encargo, los 4 músicos decidieron probar fortuna uniéndose en calidad de conjunto musical independiente, añadiendo al batería Lluís Visiers para que Manolo García pudiera ser el vocalista del grupo.


Álbum de Sergio Makaroff -Tengo una idea- 1980.

Por un buen siroco musical que le dió a Manolo, decidió despojarse de la batería que tanto había aporreádo y ser cantante de un grupo propio, donde destacaran su autoría en las letras, su diseño. Su proyecto personal. Tras colaborar con Makaroff, los músicos deciden independizarse con el valiente Manolo, a sabiendas de su perseverancia.

Logotivo Los Rápidos "Rápidos"

El contrato con EMI y el origen del nombre 

Nada de melenas o barbas. Iban perfectamente aseados. Vestidos con una normalidad fascinante. Sanos y sonrientes. A las tres décimas de segundo de la primera canción, lo que había sido un apático público, tensaba sus esqueletos bajo los efectos de un electrizante flash. Los Rápidos nos atacaban con la velocidad de un meteorito y la fuerza de su sonido perforaba nuestras orejas como un taladrador de metales. Estaban destrozando nuestro aburrimiento a golpes de rock, con una viveza y energía propios de aquellos que para desayunar se tragan veinte litros de vitaminas concentradas. A medida que avanzaban las canciones, una gruesa colección de detalles salía a la superficie. El bajo retumbaba como un demonio. La batería hechaba chispas. El órgano correteaba igual que una liebre. La guitarra disparaba electricidad cruda. El cantante gastaba el suelo del escenario con sus alocadas carreras. Diversión, baile, electricidad, fuerza, alegría. El flash crecía. Los Rápidos nos tenían atrapados con un sonido tan ligero como compacto. Del pop pasaban al reggae. Incursiones en la tekno-music. Salían airosos del heavy. Hacían lo que les daba la gana, en una palabra. Cuando acabaron el repertorio, estábamos tan exhaustos como ellos. Completamente agotados y sudorosos. El síndrome del rock corría por nuestras venas. Y mi corazón sufría de una imparable taquicardia. - Al fin! 
- Jaime Gonzalo-

Los Rápidos (1980 - 1982)
Su discográfica apostó por ellos como la alternativa catalana a la movida madrileña.

Sin todavía un nombre definido, los cinco músicos trabajaron rápidamente dando forma a una buena cantidad de temas propios y pronto grabaron su primera maqueta, la cual entregaron a las oficinas de EMI. Con tan sólo dos meses de ensayos obtuvieron su primer contrato discográfico, y al haber sido obtenido en tan poco plazo de tiempo decidieron bautizar su banda como Los Rápidos, según la biografía El último de la Fila de la editorial La Mascara.

Manolo solía también pegarse brochazos de pintura en los pantalones y los zapatos...


El disco y la gira 





Han podido emplear setenta horas de grabación y veintiocho en las mezclas. ¿ Será que de una vez por todas las multinacionales del disco van a operar en España bajo los mismos criterios que en Gran Bretaña o en Norteamérica? Ojalá. Y si lo de Los Rápidos es una excepción que confirma la regla de tantos y tantos discos grabados en un día y mezclados en una hora, pues nada, a quitarse el sombrero ante estos tíos que han sabido conseguir los mínimos exigibles para aceptar un contrato discográfico. 
- Carlos Carrero -


  

En 1980 graban su primer y único LP durante la etapa en la que el grupo se mantuvo unido, que salió a la venta al año siguiente junto con su primer single Amor biodegradable. El disco se quedó con el nombre de Rápidos y contenía 12 canciones de un marcado y sencillo pop-rock, con pocos alardes; algunas veces intimista como Navaja de papel y otras como T.V. o Ruta del sur con un sonido muy parecido al de los grupos punk de la movida madrileña. 

Éste es mi disco español del mes. Los Rápidos nacieron en la calle y se hicieron a sí mismos. No han confiado en la suerte, porque saben que el rock y el pop merecen un trabajo y una dedicación totales. - Ignacio Julià -

Los Rápidos


Este disco nos trae el mejor pop-rock que se ha grabado últimamente en España. Doce temas bien construidos. En cuanto a composición, la cosa está francamente bien conseguida, porque se trata de canciones que llegan con facilidad, sin caer en la alarmante mediocridad que nos inunda. Los textos se alejan totalmente de los tópicos metafísicos y no caen en los ripios tan en boga. Así, el ensamblaje música-texto hace de Los Rápidos una isla en medio de un mar de esnobismo.
 - Jose María Esteban -

Es más, su discográfica apostó por ellos como la alternativa catalana dicha manifestación cultural, sin embargo las cifras de venta del disco apenas superaron las 2.000 copias.



Pues resulta que era verdad. Los Rápidos son un estupendo grupo de rock & roll. Éste su primer disco es una prueba concluyente, capaz de convencer a cualquiera. Doce piezas compactas, fuertes, con personalidad e inteligencia, recreando sensaciones y vivencias cotidianas desde un prisma de lucidez crítica, irónica en ocasiones y poética en otras, poco frecuente en nuestros grupos. No esperaba tanto de Los Rápidos. Sólo falta comprobar si en directo son tan buenos como se dice. 
- Gonzalo de la Figuera -

Números pares del seis al ocho deben regresar... Numeros pares del ocho al doce deben sobrevivir...

A pesar de la escasa repercusión en ventas, dieron en torno a 300 conciertos por Cataluña y alrededores, normalmente ante un escaso público. Fue en directo donde el grupo empezó a transgredir, debido al espectáculo que montaban durante sus actuaciones, que iban desde duchas de espuma a romper televisores con un hacha ante el asombrado público, pasando por adornar el escenario con bidones y plásticos. Solían caracterizarse por llevar un embudo en la cabeza que expulsaba humo al ser conectado mediante un tubo plástico a un generador de vapor. Esa mezcla de concierto musical y happening teatral eran las señas de identidad por las que apostaron, y, aunque pequeña, el grupo iba haciéndose con una comunidad de fieles seguidores.

Los Rápidos. Flamante concierto en Magic.

Además de conciertos propios, tuvieron su papel como teloneros de grupos como La Orquesta Mondragón (con el cual estuvieron relacionados cierto tiempo) y Ramones. 

Consiguieron ser teloneros de Los Ramones en la Festa del Treball. Lo cierto es que Manolo se ofreció telefónicamente - una y mil veces - para tocar gratis en esta velada. Los organizadores, que desconocían absolutamente la música de Los Rápidos, acabaron accediendo a las impulsivas demandas de Manolo. El resultado fue un apoteósico concierto de los músicos barceloneses, que no quedó deslucido por la aparición de Los Ramones, figuras estelares de la noche, tal y como recogió la prensa barcelonesa al día siguiente. 
(El que la sigue la Persigue - Toni Coromina)


-Aténle las correas! Ducha fría después! Descarga de mil vatios! Aislamento también!



También tuvieron una excéntrica actuación en el programa de música Musical Express.


La luna cúbica flota y me sonríe. No tiene boca y sueña que me quiere besar...

Una de las pocas veces que actuaron fuera de Catalunya lo hicieron en el monumental estadio de La Romareda de Zaragoza, compartiendo cartel con Lone Star y Kevin Ayers. Este dia, Manolo superó la distancia física y química que mediaba entre el escenario y el público enjaulado tras unas rejas, a más de treinta metros, correteando de un sitio a otro y encaramándose como un mono por la verja separadora, entre las ovaciones del respetable. Tal como relataba la crítica de el Heraldo de Aragón, Manolo y los Rápidos se metieron el público en el bolsillo. 
(El que la sigue la Persigue - Toni Coromina)


Cartel Los Rápidos




El 13 de diciembre tocaron en la fiesta conmemorativa del quinto aniversario del FAGC ( Front d' Alliberament Gai de Catalunya). Esa noche, 10.000 personas se dieron cita en las cocheras del Clot, mostrando así su apoyo a las reivindicaciones democráticas de gays y lesbianas. Sin embargo, los organizadores se asustaron al contemplar la desmesurada energía y puesta en escena de Los Rápidos, que sólo llegaron a tocar cinco temas. A partir de ahí pudimos observar como los organizadores del evento irrumpían excitadísimos en escena, exhibiendo con frenesí el fajo de billetes - 40.000 pesetas - con el que querían pagarnos a los entusiasmados músicos, a cambio de abandonar << ¡ Ya! >>, el escenario, ante la evidencia de que parte de la parroquia estaba un tanto confundida. rememora Manolo al cabo de tres lustros. 
(El que la sigue la Persigue - Toni Coromina)



No, No, No... Voy hablando solo.
Fotogramas de un concierto de Los Rápidos


La llegada de Quimi y la disolución del grupo

single Ruta del sur  
Single Ruta del Sur                       
       Kul de Mandril
                                                                   Kul de Mandril
 

En 1981, a mitad de la gira y tras el lanzamiento de su segundo single Ruta del sur, el grupo ya tenía grabada la maqueta que una vez aceptada, sería su segundo LP. Sin embargo EMI la terminó rechazando, así como su apoyo al grupo, que se vería pronto abocado a la disolución. No obstante, Los Rápidos continuaron sus actuaciones hasta finales de año.

Entrada del festival Rock de Lluna, donde se conocieron Manolo y Quimi
E
l día 20 de junio de 1981, víspera de San Lluís Massana, los efervescentes quintos de Els Hostalets de Balenyà - un pintoresco pueblo catalán situado entre Vic y Barcelona- habían organizado una explosiva velada nocturna de rock&roll, antes de marcharse a la mili y dejar a sus novias solas y descompuestas. El cartel anunciaba la actuación de Lone Star, Los Rápidos, Groom, Evo y Kul de Mandril. El evento , bautizado con el nombre de <<ROCK de LLUNA>>, congregó a medio millar de fervorosos lunáticos, que no pararon de bailar durante más de seis horas, engullendo ingentes cantidades de cerveza y todo tipo de combinados alcohólicos y psicotrópicos. Al final, la concurrencia acabó sumida en un generalizado estado de gozosa algarabía etílica. Esa noche, Manolo García, la voz cantante de Los Rápidos, y Antonio Fidel, el bajista, se encontraban conversando con el resto de músicos del grupo en la cabina de un camión que hacía las veces de camerino ambulante. Desde allí se dieron cuenta de las curiosas evoluciones en el escenario de Quimi, guitarrista y voz de Kul de Mandril, y se fijaron en su peculiar estilo de tocar la guitarra, que les sorprendió gratamente. Hablaron con él, y acabada la fiesta intercambiaronlos preceptivos números de teléfono, le ofrecieron la posibilidad de entrar en el grupo. Quimi dijo que lo pensaría. El jueves siguiente Los Rápidos le esperaban en la estación de metro Selva de Mar.




Los muchachos se presentaron por primera vez, en Madrid. Pero su ilusión se convirtió en desazón, al comprobar que tan solo 25 personas habían asistido a su debut en Marquee, la mítica sala capitalina. Ese día, Manolo juró no volver a actuar en Madrid si no era delante de cuatro o cinco mil almas. 
(El que la sigue la Persigue - Toni Coromina)


Concierto en Magic.

La dispersión de los componentes

Tras la retirada del apoyo de la discográfica, los componentes de Los Rápidos pensaron que sería mejor distanciarse y probar suerte en otros proyectos. Esteban Martín pasó a formar parte de los músicos habituales de Gabinete Caligari y perdió totalmente el contacto con el resto de componentes, mientras que Manolo García se marchó a Euskadi para intentar crear una nueva formación musical con la ayuda de La Orquesta Mondragón; no obstante no tuvo éxito.

Los demás componentes (incluido Quimi Portet) junto con el batería Jordi Vila, que compensaba la escasa participación de Visiers, se quedaron en Barcelona componiendo nuevas canciones, creando un nuevo grupo que pasaría a llamarse Los Burros tras el regreso de Manolo García.

Si algo se puede afirmar de Los Rápidos, es que no lo fueron para interesar a biógrafos y estudiosos como usted. Han tenido que pasar los años y aparecer como el diamante que, enterrado en la arena, emerge después del vendaval. Y, ¿ para qué? Eso mismo me pregunto yo. ¿ Qué puede haber de interesante en los avataresde la corta historia de estos caballeros? Y afirmo rotundamente que nada. En nada destacaron del resto de sus conciudadanos y compañeros de profesión. Eran chicos limpios de cuerpo y mente, puntuales, aseados y cariñosos con su familia, que se dedicaron a hacer canciones e intentar divulgarlas por todos los medios al paciente público que les oía en la radio o en directo y con el único defecto, para los grandes cerebros de la industria musical, de que eran originales, frescos, buenos instumentistas, jóvenes, intrépidos en el escenario, hacían buenas canciones y, sobre todo, no copiaban ni plagiaban a nadie. 
- Antonio Fidel -


Rápidos

El reencuentro de 1995

En 1995 los cinco miembros de Los Rápidos se pusieron en contacto para publicar un disco con las maquetas que compusieron durante su gira de presentación de su único álbum editado. Bajo el título de Los Rápidos 2: Maquetas, publicado por Perro Records, se hallan 11 maquetas grabadas rudimentariamente y sin apenas postproducción, pero con un sonido aceptable. Incluye algunas canciones que ya usaran en Los Burros (aunque en una versión diferente) y otras completamente desconocidas que de otra forma nunca hubiesen visto la luz. Pese a la escasa intención comercial del disco, junto con su lanzamiento salió el single Cine ideal, tema incluido en el disco. Además, la discográfica aprovechó para reeditar el álbum Rápidos en formato CD.


Los Rápidos 2, maquetas



VER HISTORIA DE LOS BURROS

VER HISTORIA DE EL ÚLTIMO DE LA FILA

VER BIOGRAFÍA DE MANOLO GARCÍA


 

 




 

SECCIONES  
  Bebamos generoso.
Baco zozobras quita.
(HORACIO)









 
Publicidad  
   
Lejos, muy lejos  
  en silencio...  
RAFALIN / RAFAIKKI  
 


 
 
 

 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=